La ipecacuana es una planta rubiácea de América del Sur, con hojas elípticas, lisas en el haz y algo vellosas en el dorso con pequeñas flores blancas.

Su uso emético  se logra por  el efecto irritante que produce en las vías digestivas. Los indígenas ya la utilizaban en caso de intoxicación.
Algunas personas que tienen bulimia nerviosa utilizan el jarabe de ipecacuana con regularidad para provocarse el vómito. El uso indebido del jarabe de ipecacuana puede provocar:
  • Diarrea.
  • Somnolencia.
  • Tos o atragantamiento.
  • Presión arterial baja y latidos cardíacos acelerados.
  • Dolor en el pecho y el estómago.
  • Problemas respiratorios.

Si el jarabe de ipecacuana se usa indebidamente, puede causar problemas cardíacos graves, como miocardiopatía, fibrilación auricular o miocarditis , todos los cuales pueden provocar la muerte.